/ domingo 14 de marzo de 2021

Pandemia no evita que niños rarámuris acudan a clases presenciales

Uriel Alejandro y Abdiel son dos niños rarámuris que muy contentos acuden a la escuela, pues al no contar con energía eléctrica en su casa ni teléfono celular

Chihuahua, Chih.- Al menos una decena de pequeños, quienes no cuentan con los medios para acceder a su educación virtual, son atendidos en las instalaciones de la Escuela Primaria Ramón López Pérez, donde los voluntarios de la asociación Paz y Convivencia Ciudadana les reciben con gran alegría y convicción para ayudarles a aprender.

➡️ Recibe las noticias más relevantes de Chihuahua, Parral y Juárez directo a tu correo electrónico. ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

El centro escolar, ubicado en la colonia La Soledad, una de las zonas de mayor vulnerabilidad de la zona sur de la ciudad, prestó sus instalaciones para que la asociación pudiera intervenir en las comunidades indígenas, abrió sus puertas para recibir a estos niños y niñas, quienes al igual que otros que aun teniendo los medios electrónicos no avanzan en su educación académica.

Silvia Bustillos, originaria de Norogachi, en el municipio de Guachochi, relató que migraron de la Sierra Tarahumara y ahora viven en el cerro que se ubica pegado a la colonia La Soledad, su endeble vivienda no tiene luz, mucho menos tiene un teléfono celular moderno con WhatsApp que permita que sus hijos envíen las evidencias a su centro escolar.

Los menores acuden con las medidas sanitarias correspondientes y siempre con el uso del cubrebocas para recibir sus clases / Foto: Gerardo Aguirre | El Heraldo de Juárez

Silvia, con ayuda de otra mamá de la Escuela Chihuahua, ubicada en la colonia Granjas Cerro Grande, conocía sobre los ejercicios y tareas, pero enviarlos a la maestra se dificultaba. “No son clases, pero les están ayudando a estudiar, Uriel está en tercero y Abdiel en primero”.

La madre de familia relató que desde el martes empezaron a ir a la escuela y van muy contentos al poder ver más niños, “Uriel me dice: ‘Échame un burrito’ para el lonche, se levantan bien temprano para que no se haga tarde”.

Los dos hijos de Silvia desean seguir estudiando y aprendiendo, por lo que quiere obtener una boleta para inscribir a su hijo mayor en un programa de becas, a fin de que tengan una mayor oportunidad de desarrollo.

Silvia mencionó que ha sido muy difícil este periodo sin clases, pues a pesar de que ella pone su empeño para que sus hijos hagan las tareas, no falta que le digan: “Tú no eres mi maestra”, se enfrenta a que no le hacen caso, prefieren ignorarla. “Yo quiero a mi maestra”, es la expresión constante, además de que la bombardean con preguntas como por ejemplo por qué no abren las escuelas, por qué no pueden juntarse con otros niños, cuándo volverán a jugar como antes. Preguntas que se quedan sin respuesta.

Ahora gracias a los voluntarios de Paz y Convivencia Ciudadana, ellos y otros niños de la zona pueden continuar sus estudios.

Al ingresar al centro escolar se les toma la temperatura, y se les dota de gel antibacterial, además de que portan su cubreboca en todo momento. Van de 9:15 a 12:00 horas y son las horas más felices.

Te recomendamos:

Chihuahua, Chih.- Al menos una decena de pequeños, quienes no cuentan con los medios para acceder a su educación virtual, son atendidos en las instalaciones de la Escuela Primaria Ramón López Pérez, donde los voluntarios de la asociación Paz y Convivencia Ciudadana les reciben con gran alegría y convicción para ayudarles a aprender.

➡️ Recibe las noticias más relevantes de Chihuahua, Parral y Juárez directo a tu correo electrónico. ¡Suscríbete a nuestro Newsletter!

El centro escolar, ubicado en la colonia La Soledad, una de las zonas de mayor vulnerabilidad de la zona sur de la ciudad, prestó sus instalaciones para que la asociación pudiera intervenir en las comunidades indígenas, abrió sus puertas para recibir a estos niños y niñas, quienes al igual que otros que aun teniendo los medios electrónicos no avanzan en su educación académica.

Silvia Bustillos, originaria de Norogachi, en el municipio de Guachochi, relató que migraron de la Sierra Tarahumara y ahora viven en el cerro que se ubica pegado a la colonia La Soledad, su endeble vivienda no tiene luz, mucho menos tiene un teléfono celular moderno con WhatsApp que permita que sus hijos envíen las evidencias a su centro escolar.

Los menores acuden con las medidas sanitarias correspondientes y siempre con el uso del cubrebocas para recibir sus clases / Foto: Gerardo Aguirre | El Heraldo de Juárez

Silvia, con ayuda de otra mamá de la Escuela Chihuahua, ubicada en la colonia Granjas Cerro Grande, conocía sobre los ejercicios y tareas, pero enviarlos a la maestra se dificultaba. “No son clases, pero les están ayudando a estudiar, Uriel está en tercero y Abdiel en primero”.

La madre de familia relató que desde el martes empezaron a ir a la escuela y van muy contentos al poder ver más niños, “Uriel me dice: ‘Échame un burrito’ para el lonche, se levantan bien temprano para que no se haga tarde”.

Los dos hijos de Silvia desean seguir estudiando y aprendiendo, por lo que quiere obtener una boleta para inscribir a su hijo mayor en un programa de becas, a fin de que tengan una mayor oportunidad de desarrollo.

Silvia mencionó que ha sido muy difícil este periodo sin clases, pues a pesar de que ella pone su empeño para que sus hijos hagan las tareas, no falta que le digan: “Tú no eres mi maestra”, se enfrenta a que no le hacen caso, prefieren ignorarla. “Yo quiero a mi maestra”, es la expresión constante, además de que la bombardean con preguntas como por ejemplo por qué no abren las escuelas, por qué no pueden juntarse con otros niños, cuándo volverán a jugar como antes. Preguntas que se quedan sin respuesta.

Ahora gracias a los voluntarios de Paz y Convivencia Ciudadana, ellos y otros niños de la zona pueden continuar sus estudios.

Al ingresar al centro escolar se les toma la temperatura, y se les dota de gel antibacterial, además de que portan su cubreboca en todo momento. Van de 9:15 a 12:00 horas y son las horas más felices.

Te recomendamos:

Local

Exhortan a adultos vacunados a no bajar la guardia ante el Covid-19

La Secretaría de Salud urgió a la población a mantener los cuidados de prevención ante la pandemia

New Articles

Pide sacerdote de La Catedral seguir cumpliendo las medidas contra el Coronavirus

El padre Eduardo Hayen, dijo que aunque cada vez son más las personas vacunadas, esto no significa que la pandemia está por terminar

Local

Somos la opción que si puede ser la diferencia: Alfredo “El Caballo” Lozoya

El candidato a la gubernatura por Movimiento Ciudadano, realizó un recorrido por la Pino Suárez en ciudad Juárez

El Paso

Se opone sheriff a la ley de portación de armas sin permiso

El sheriff Richard Wiles, ya que considera que la ley convertiría en una situación demasiado peligrosa, tanto para la ciudadanía como para las autoridades

Villa Ahumada

Inicia campaña la Coalición PT-Morena-Panal

Con pega de engomados y volanteo dominical, ayer inició campaña seguidores del candidato de Morena, Juan Carlos Loera de la Rosa

New Articles

Pide sacerdote de La Catedral seguir cumpliendo las medidas contra el Coronavirus

El padre Eduardo Hayen, dijo que aunque cada vez son más las personas vacunadas, esto no significa que la pandemia está por terminar

Local

Somos la opción que si puede ser la diferencia: Alfredo “El Caballo” Lozoya

El candidato a la gubernatura por Movimiento Ciudadano, realizó un recorrido por la Pino Suárez en ciudad Juárez

Local

Exhortan a adultos vacunados a no bajar la guardia ante el Covid-19

La Secretaría de Salud urgió a la población a mantener los cuidados de prevención ante la pandemia

Gossip

Identifican y entregan los cuerpos de los familiares de Alfredo Olivas

Fueron asesinados a balazos antes del mediodía de este sábado, cuando se desplazaban en su camioneta de lujo